×
×

Sin Ruido De Palabras

Sin Ruido De Palabras

Editorial: 
Año publicación: 
Tipo publicación: 
Relacionado con: 

Ilustraciones de Ignacio Caballo.
Prólogo de Beatriz Blanco.

"He visto Pablo escribir versos en servilletas de papel de café, los versos son urgentes, hay que cazarlos al vuelo. He visto a Pablo leer sus versos, golpeando inconscientemente el suelo con su pie. Los versos se hunden en la tierra, a ella vierten su ritmo, como un teletipo remoto.
Esos rapsodas ciegos que cantaban sus versos con un bastón en la mano, están en Pablo. Pero su voz no canta epopeyas de guerras y viajes, él canta a las íntimas y oscuras celebraciones de la vida. El canta a la belleza de las manos, a las piedras y metales, al respirar hondo del aire del invierno, y al olor a menta de una noche de verano.
Él no distingue entre grande y pequeño, entre diminutos brillos y campos estelares. El camina siempre por la vida, camina nómada, errante, y va nombrando: tierra, mano, vaso, plata, fango, nube, río, mar, viento, fuego, luna. nieve, ángel. Palabras que despiertan lo que nombran".
(Beatriz Blanco) (Texto tomado del prólogo)

¡Cantad alto! Oiréis que oyen otros oídos. ¡Mirad alto! Veréis que miran otros ojos. ¡Latid alto! Sabréis que palpita otra sangre. No es más hondo el poeta en su oscuro subsuelo encerrado. Su canto asciende a más profundo cuando, abierto en el aire, ya es de todos los hombres.» (Rafael Alberti)