×
×

Urko

Urko

Tipo: 
Autor / Intérprete
Fecha de nacimiento: 
Año de nacimiento: 
Lugar de nacimiento: 

Detalle autor

Biografía

«Sakonki maite zaitut Euskal-Herria» ("Te amo profundamente Euskal-Herria»)... Estas fueron las palabras que utilizó Urko, en el pórtico de su primer disco, editado en 1974; palabras que determinan y que definen toda su trayectoria personal como ser humano y como artista.

Josean Larrañaga, Urko, nació en el barrio Amara, de San Sebastián, el 12 de marzo de 1948. Estudió Empresariales, y su pasión por la música le llevó, desde muy joven, a participar en varios grupos rock; entre ellos, el llamado "Los Corsarios".

Por aquellos años –en su adolescencia–, según el mismo cuenta en una de sus primeras canciones, vivió una experiencia interior de encuentro con su propia identidad vasca que le dio sentido a su existencia y que le marcó para toda la vida:

«Galdetu nion / neure buruari / nor nintzen ni. / Arrotz hizkuntz baten / hitzegiten beti / jakin gabe / nor nintzen ni. / Bainan behin / barrutik kanpora / trumoia atera zan / karrasi bezala, / karrasi bezala / abots bat esaten: / Zu euskalduna zera / zuk hizkuntza badezu / Nahita nahiez euskera / zabaldu behar dezu. / Aberri bat daukazu /Aberri bat bakarra / galdetu haizeari / ta essango du Euskadi.» ("Nor nintzen".)

«Me pregunté / a mi mismo /quién era yo. / Hablando siempre / en otro idioma / sin saber / quién era yo. / Pero una vez / salió un trueno / de mis entrañas /como un lamento / una voz que decía: / Tú eres euskalun / tienes tu propio idioma, / quiera o no, el euskera / y tienes que cultivarlo. / Tú tienes una patria, / solamente una patria / pregúntaselo al viento / y dirá Euskadi.»

«Tú eres euskaldun, y tienes una patria: Euskadi»... Urko, con estas señas de identidad, un buen día, en 1972, escuchó, por primera vez a Lourdes Iriondo cantando en directo; fue en el teatro Bellas Artes, de San Sebastián.

A la salida de aquel concierto, impactado, sin duda, por la voz de aquella mujer que cantaba en euskera y por el contenido de sus canciones, pensó que ése era el camino por el que tenía que enfocar, y que desarrollar, su trabajo como compositor y como intérprete.

A partir de ahí, a Urko empezaron a surgirle sus primeras canciones y comenzó a dar sus primeros recitales, hasta que, en 1974, consiguió grabar su primer LP, titulado "Sakonki".

En aquel disco incluyó su canción "Maite, maite, maitia", dos canciones con textos anónimos, y el resto, canciones creadas sobre poemas de Gabriel Aresti, Joseba Zulaica, Nicolás de Ormaetxea "Orixe", Bitoriano Gandiaga y Joxean Artze.

La edición del primer disco de Urko fue diseñada por José Manuel Horta: fondo negro, letras rojas y, en el centro, un grabado que representa un mapa de las siete provincias vascas –incluidas Lapurdi, Behe Nafarroa y Zuberoa– sostenido y levantado por un grupo de obreros que muestran sus instrumentos de trabajo. Cubierta que simbolizaba perfectamente el contenido del disco y que, por otra parte, resultaba necesaria y revolucionaria en el contexto de aquellos años en los que la dictadura centralista y represiva de Franco, aunque apuntando ya a su fin, seguía despiadadamente viva.

En 1975, Urko grabo y publicó su segundo LP. "Hemen gaude!!" –grabado en directo–, y, en 1978, el titulado "Gure lagunei".

"Gure lagunei" fue una obra valiente y comprometida, en la que, siguiendo la estructura de una "cantata", Urko les rindió un homenaje –en forma de crónica poética y musical– a Juan Paredes Manot "Txiki" y a Ángel Oteagi, fusilados el 27 de septiembre de 1975; últimas penas de muerte de la dictadura franquista, ejecutadas cincuenta y cuatro días antes de la muerte del dictador.

La obra se compone de seis partes, cinco creadas por el mismo Urko, y una –la cuarta– desarrollada sobre un texto de Telesforo Monzón, cantada parte en castellano y parte en euskera.

A partir de 1978, Urko nos ofreció, prácticamente, un disco por año: "Zuretzat Galizia" (single, 1978), "Goiherri" (1979), "Biltzen" (1980), "Donosti maitia" (1982), "Kaioen amodioa" (1984), "Gora gure errege" (1985), "Bihotz Bihotzez" (1986), y "Sagardoa: Betiko lantak"; discos en los que siempre estuvo Javier Iturralde en la dirección musical y en los arreglos.

En concreto, entre las obras citadas anteriormente, habría que destacar las tituladas "Donosti maitia" y "Bihotz Bihotzez", dedicadas a la recuperación de canciones tradicionales, por las que Urko recibió dos discos de oro.

Entre su amplia discografía, en 1996 nos sorprendió también con un CD que, lamentablemente pasó casi inadvertido, me refiero al homenaje que le dedicó al gran poeta José Bergamín, fallecido en San Sebastián el 28 de agosto de 1983: "Urko canta a José Bergamín" (1996); un hermoso homenaje en el que colaboraron José Menese –acompañado a la guitarra por Antonio Carrión–. el grupo Toldería y Pedro Iturralde.

Más recientemente, Urko ha editado un recopilatorio de toda su obra en el triple CD titulado "Hemen gaude!!" (2003) y otro doble –que incluye en DVD–, "Urko zuzenean "La Trini" (2005), en el que recoge la grabación en directo de uno de sus conciertos.

El propio Urko presenta su recopilatorio "Hemen gaude!!" con estas palabras:

Pasados casi treinta años desde la publicación de mi primer trabajo musical, os entrego esta selección de canciones que comprenden el periodo 1974/2002, en la confianza de remover aquellas emociones tantas veces compartidas. Sigo firme en mis convicciones como vasco. anhelando la paz, en contra de toda violencia y luchando por la ansiada libertad de todos los pueblos. Sin dar un paso atrás, con la mano extendida, os decimos... "hemen gaude!!" "¡aquí estamos!"»

En la actualidad, 2016, Urko ha emprendido una nueva gira de conciertos bajo el título “Urko herrikoia”. Se trata de una gira que le llevará a recorrer varias localidades del País Vasco y en la que repasará algunas de las canciones más conocidas de su carrera. La gran particularidad de esta gira es que la está realizando en compañía de las bandas de música de las localidades en las que cante.

(Fotografía Juan Carlos Ruiz.)

«Cantemos como quien respira. Porque eso es la libertad, porque es decir que somos quienes somos, porque eso es el amor: respirar o cantar. Porque ambas cosas son la misma: Poesía» (Gabriel Celaya)